Escapada a Oslo

15 May 2019 Texto: Roo Tirado. Fotografía: Juanjo M Fuentes. Excepto foto Hotel Grims Grenka y Grand Cafe (Visit Oslo Archivo).

Hemos tenido la suerte de conocer Oslo, la capital de Noruega, durante una escapada de 3 dias, donde hemos descubierto una de las capitales mas interesantes del norte de Europa.

Tras aterrizar nuestro vuelo, con la aerolínea Norwegian, ya se respiraba el aroma de esta ciudad. Llegamos al aeropuerto de Oslo-Gardermoen, el cual cuenta con una gran tecnología y con un premio al «Mejor Diseño de Terminal de Aeropuerto» en Future Travel Experience Gloval. Nuestro tren, Flytoget, nos dejó en Central Station y nos dirigimos a Jerbarntorget, a diez minutos andando. Hacía frío, pero tras la caminata entramos en calor y disfrutamos del ambiente de los oslineses. Un ambiente que muestra la sostenibilidad y movilidad eléctrica. Oslo, una enorme extensión donde encontramos bosques, colinas y gigantescos parques. Rodeada de mar, es la ciudad escandinava que mayor crecimiento muestra, estando así en los primeros puestos de ciudades más ricas del mundo.

 

Hotel Grims Grenka

 

Llegamos al Hotel Grims Grenka donde nos han hospedado durante toda nuestra estancia en la capitalk. el Hotel Grims Grenka es rebosa calidad por cualquier parte que mires, con unas habitaciones enormes y preciosas, con una decoración Nórdica, mostrando a su vez calidez y bienestar. En sus desayunos podíamos encontrar una gran variedad de pescado noruego, enamorándonos del salmón autóctono, el arenque, etc. La primera mañana nos fuimos para las zonas más modernas, el barrio Grünerløkka, vimos las tiendas y locales más alternativos de Oslo, donde hay muchos sitios interesantes para comer, y a precios no muy altos, teniendo en cuenta que estamos en Noruega. Justo despues nos plantamos en el mismo centro, que andando no se tarda mucho la verdad. Alli descubrimos gran cantidad de tiendas interesantes, como Stress, una tienda en su mayoría con las mejores sneakers del momento, pudiendo encontrar Adidas x Pharrel Williams, Air Jordan 6 y marcas urbanas como The Hundreds, Patagonia, Billionaire Boys Club (Pharrel Williams) y The North Face Black Label; como destacadas.

 

Stress Shop

 

YME Universe Shop

 

Más tarde fuimos a Yme Universe, una tienda que nos sorprendió bastante al entrar en ella. Eran dos mundos paralelos, no tenía nada que ver la fachada exterior con el interior ya que esta hacía un juego dentro con madera de forma ondulada, que nos trasladaba a imaginarnos como si estuviésemos dentro de una cueva, y esta a su vez colindaba con unas galerías. Podíamos encontrar marcas de alta gama como Ader Error, Off-White, Nike Lab, Stone Island, Helmut Lang, Adidas x Raf Simons, A-Cold-Wall,… y altas firmas como Saint Laurent o Valentino entre más de sesenta marcas llamativas. También dispone de una parte editorial con revistas como i-D, Vogue, Elephant, Homme+ o Hypebeast.

No nos podía faltar en el recorrido la tienda de segunda mano de vinilos, Råkk and Rålls, donde podías pasarte horas y horas mirando sus vinilos. Impresionante el catálogo de vinilos que posee esta tienda, asi como Cds, Dvds, Libros, etc… No en vano esta considerada la 13 mejor tienda de vinilos del mundo por The Vinyl Factory ¡Poca broma!

 

Råkk and Rålls second-hand shop

 

Terraza Opera, Oslo

 

Terraza Opera, Oslo

 

Luego visitamos la Ópera de Oslo, levantada frente al fiordo de Oslo, y subimos a la azotea, un lugar idóneo para hacer fotos de la ciudad. Una arquitectura gris acompañada por un cielo gris que contrastaba con los abrigos de los viandantes. Comimos sushi en la Estación Central para coger fuerzas para el proximo paseo. Paseando encontramos la inauguración de una exposición por Nina Staff en la Galería Cyan Estudio, enseñando su colección de fotografías analogicas wet-plate, y disfrutamos de una magnífica expo. Cerca de esa galeria pudimos visitar un barrio arabe/asiatico y el museo Munch, obra del arquitecto español Juan Herreros. No equivocaros, como nos paso a nosotros, en ese museo no está el grito de Munch, si no en la National Gallery.

Otra tienda que ningún amante de la cultura skateboard, surf y snow se puede perder es Whitewater en pleno centro de la ciudad, un par de plantas donde perderte un buen rato. muy amables todo el equipo de la tienda.

 

Whitewater Shop

 

Whitewater Shop

 

Esa misma noche nos vino la sorpresa del viaje. en la Victoria Nasjonal Jazzscene celebraba su 20 aniversario la discográfica noruega Rune Grammofon, donde actuaban Maja S.K. Ratjke y los mismísimos Motorpsycho. Se tocaron algunos clásicos pero sobre todo el ultimo disco editado hasta ese momento, The Tower, de pe a pa. Impresionante lo que vieron nuestros ojos, mas de tres horas de concierto de lo que es sin duda una de las mejores bandas de rock del momento.

 

 

 

Motorpsycho

Motorpsycho

 

Al siguiente dia nos fumos de ruta al barrio Frogner, visitando el Museo Astrup Fernley. Su colección permanente con obras de artistas españoles como Eduardo Arroyo.; obras de Peter Blake, Erró, David Hockney, Francis Bacon, entre otros. También el artista Damien Hirst tenía gran repertorio de su obra en el museo. La temporal, protagonizada por Jeff Kons en la cual podías trasladarte al mundo de éste. La obra que más nos gustó fue «Three Ball Total Equillibrium Tank».

Estábamos cerca del parque Frogner, así que, al salir fuimos para allí. En su interior se encuentra el famoso Parque de Vigeland, un área dedicada a la exposición permanente de unas doscientas esculturas y obras del escultor noruego Gustav Vigeland.

 

Museo Astrup Fearnley

 

Museo Astrup Fearnley

 

Vigeland Sculpture Park

 

Vigeland Sculpture Park

 

Era la hora de la comida y llegamos a The Grand Cafe, un lugar con historia frecuentado por Munch. En una de las paredes del Gran Café pudimos disfrutar de un mural de los años 20 que retrataba a los hombres de Kristiania Bohemians, un grupo de artistas que patrocinaron el café a finales de 1800, por Per Krogh, pintor noruego. Vino blanco italiano… Saladini Pilastri… así comenzamos la degustación con salmón marinado como plato principal. Continuamos con un jugoso entrecot y un tinto espectacular; Del Negus Reserva. Para terminar, tomamos un postre con helado de frambuesa y pistacho que nos dejó muy buen sabor de boca. Un restaurante que no te puedes perder si visitas Oslo.

 

Restaurante Grand Cafe

 

Paseando por la zona, encontramos el Skur 13 Skatepark indoor, de los mas grandes que hemos visto jamas. No en vano, allí se celebraron los X Games el pasado 2018. De hecho, lo construyeron para los XGames y ahora es todo un emblema de la ciudad para los skaters. Solo podemos decir que nos pareció perfecto, daba gusto patinar allí, y super amables los chicos, nos dejaron probar sus pistas.

Siguiendo la ruta descubrimos la tienda Katakomben. Una tienda de discos pequeñita y con mucho encanto. Cualquier fan del buen metal extremo debe de ir allí: Metal extremo, death metal, grindcore, black metal… era su repertorio, un templo en Oslo.

 

Skur 13 Skatepark Indoor

 

Skur 13 Skatepark Indoor

 

Katokomben Record Shop

 

Corriendo fuimos para la National Gallery de Noruega, allí estaba el famoso cuadro del Grito de Edvard Munch. También pudimos contemplar obras de Henri Matisse, Pieter Janssens, Velazquez, Eugène Delacroix, Vicent van Gogh, Claude Monet, Auguste Renoir o Pablo Picasso entre muchos otros. Un buen lugar para pasar el día. Más tarde, terminando el día, visitamos la tienda Acne Studios, de Jonny Johansson, sus colecciones están definidas por el diseño y la atención al detalle, con énfasis en la adaptación y el uso ecléctico de materiales y telas desarrolladas a medida.

 

National Gallery, Oslo

 

National Gallery, Oslo

 

Eran las 20:00, la hora perfecta para ir al 7-Eleven, comer algo y seguir el recorrido hacia Revolver Bar, que nos recomendó Tato, un amigo de Málaga que encontramos por la ciudad. Se encuentra en el barrio Møllergata. Nos encantó; tenía buena música, buen ambiente y la gente más alternativa de la ciudad. Algo asi como el Drunkorama/El Muro de Oslo. Tras esas cervezas visitamos el barrio donde podías encontrar grandes murales de artistas urbanos. Un lugar aparentemente tétrico pero donde encontrabas maravillas en las calles más lúgubres. Roo aprovechó para pegar muchas pegatinas. Ya cansados del largo viaje, porque fue muy intenso todo lo que descubrimos en tan solo tres dias, nos fuimos para el hotel a disfrutar de las escasas horas que teníamos para descansar hasta coger el vuelo la mañana siguiente. En resumidas cuentas… ¡¡¡teneis que ir a Oslo!!!

 

Revolver Bar

 

Grünerløkka

 

Grünerløkka

 

 

 

 

 

 

Museo Astrup Fearnley

 

 

Galeria Cyan

 

Museo Astrup Fearnley

 

Museo Astrup Fearnley

 

Museo Astrup Fearnley

 

Museo Astrup Fearnley

 

Museo Astrup Fearnley

 

Galeria Cyan

 

 

 

 

Skatepark Oslo

 

 

Enlaces de interés:

HOTEL GRIMS GRENKA
RESTAURANTE GRAND CAFÉ
NORWEGIAN
VISIT NORWAY
VISIT OSLO

 

Gracias a objetivos Olympus por su colaboración

SHARE THIS

¿Te ha gustado este artículo?

Dale a me gusta al Facebook de Staf y síguenos en Twitter, Instagram y Playmoss.

Enjoyed this article?

Like Staf on Facebook and follow us on Twitter, Instagram, and Playmoss.