CAVE IN “FINAL TRANSMISSION”

15 May 2019 Texto: Pedro Rodríguez Ruiz. Fotografía: Archivo Hydrahead.

Si has seguido la música de Cave In todos estos años, lo más comprensible es que las palabras de esta crónica no pesen nada en tu mente. Lo que necesites es sostener en tus manos el disco de Final Transmission y hacerlo sonar. Unir los puntos de su trayectoria en tu memoria hasta este momento final exacto. Pasando incluso por los acontecimientos más amargos: el fallecimiento de su bajista, Caleb Scofield, en un trágico accidente de coche hace poco más de un año, el 28 de marzo de 2018, a la edad de 39 años.

Final Transmission tiene todo lo que ha venido siendo Cave In: una música con fuerza cargada de belleza. Una composición brillante, llena de detalles compositivos inteligentes. Un conocimiento y apasionamiento musical propio solo de bandas que nacen a la edad de chavales de 15 años que no pierden ni un ápice de entusiasmo por lo que hacen. Músicos que aman toda la música que han escuchado y han compuesto el metal independiente de su propia escena. Sin etiquetas comerciales, solo construyendo la comunidad de su generación basándose en rodar y subirse al escenario con muchos otros músicos y encontrar en sus ideas la base de una amistad tan natural como una familia.

Una familia que les unió a sellos como Hidrahead y a Aaron Turner y su banda Isis. A estudios como GodCity y hermanos del hardcore como Converge. A proyectos con amigos de la infancia como Zozobra, entre Caleb y Santos Montano. A super bandas como Old Man Gloom, creadas con ideas tan sencillas como “tu y yo tenemos que tocar algo juntos”.

Todos estos detalles mencionados no suenan en los discos, están debajo de los surcos donde se ha grabado el sonido. Pero cuando una herida profunda como la muerte de Caleb ocurre, esos satélites que orbítan la vida de los músicos se aproximan y velan la memoria tocando ritmos y vibrando entre el voltaje. Así se celebró la vida y arte de Caleb en un homenaje para recaudar fondos para su familia, todos reunidos tocando. Cave In, Isis (rebautizado Celestial y en reunión única desde su disolución en  2010), Pelican, Converge, Old Man Gloom, Young Widows…

Hablo de todo esto sin ninguna morbosidad. Os guste o no esta música, lo que es indiscutible es que Cave In y su escena es música sin ego. Cave In entró y salió de una gran discográfica sin transformaciones. Evolucionando en su propio estilo y curiosidad. Cave In y su circuito es música hecha en sus corazones y tripas. Y es lo más honesto rendir justicia y decir que Final Transmission está compuesto a través de mucho dolor.

Cave In trabajaba en 2017 en su nuevo álbum de estudio, desde su anterior disco White Silence en 2011. Alan Mc Grath, Steve Brodsky y John Robert Conners tenían sobre la mesa de trabajo las demos grabadas del bajo de Caleb, grabaciones de voz con ideas para temas, composiciones…

De un modo rotundo y crudo, a su manera, es como volver del funeral y vivir en la casa que compartías con la persona que has perdido.

Por todo esto, Final Transmission es homenaje y necesaria despedida. Adam McGrath y Steve Brodsky han hablado abiertamente de lo duro y doloroso que ha sido.

El single principal, All Illusion es composición de Caleb con letras de Brodsky. Se han trabajado otros temas con letras anotadas por Scofield. Final Transmission, el primer track, es una demo melódica del propio Caleb.  Todo el trabajo final suena y es puro Cave In. Desde sus Creative Eclipse, pasando por su Antenna… es la transmisión final de Cave In. Pero el sonido jamás desaparece, se expande, atravesando incluso los espacios más negros.

Jamás un grupo señalado por su propio nombre para desmoronarse, ha demostrado estar hecho de un núcleo musical tan solido y fuerte. (10).

 

 

SHARE THIS

¿Te ha gustado este artículo?

Dale a me gusta al Facebook de Staf y síguenos en Twitter, Instagram y Playmoss.

Enjoyed this article?

Like Staf on Facebook and follow us on Twitter, Instagram, and Playmoss.