DE MÁLAGA Y MALAGUEÑOS: CARLOS ALBA

22 September 2020 Texto: Jose Manuel Rojas. Fotografía: Archivo Carlos Alba.

La sociedad malagueña está cambiando. Eso es un hecho. El testimonio del artista local renegando de lo cateta” que era su tierra y lo incomprendido que se sentía en ella echando de menos horizontes de Madrid, Barcelona, Berlín o Seattle es, para muchos, parte del pasado.

s allá de la falta de talento o el conservadurismo de las instituciones, en los últimos veinte años el amor a nuestra ciudad, a nuestras tradiciones o a nuestros barrios se está convirtiendo en una máxima. Una postmodernidad que implica un análisis y un respeto al pasado, a escuchar a nuestros mayores, a preguntarnos por qué hemos maldecido  tanto tiempo un campo de juego que queríamos cambiar sin apenas conocerlo.

Aquí no hay espacio para política. Hablamos de ciudad, de área metropolitana, de pueblos pequeños… De una manera de entender la vida heredada de generación a generación y de la que, muchos, hemos renegado en infinidad de ocasiones.

 

 

El primer guantazo de conocimiento llegó al mundo con Chiquito de la Calzada. Desde el barrio de la Trinidad  llevó a España gran parte de esa idiosincrasia malagueña. Desde fuera muchos decían que inventó un lenguaje, y en gran parte lo hizo. Pero también aprovechó  un manantial infinito de expresiones y cantes propios de nuestra tierra. Sinceramente, y más allá de nombres como Antonio Banderas, creo que es el mejor ejemplo de esa Málaga que muchos estamos conociendo ahora y queremos reconstruir. Sí, reconstruir. No cambiar entorno a modelos internacionales. Málaga debe ser Málaga, pero una Málaga del siglo XXI que no olvide a los que la construyeron hasta el día de hoy.

Pues bien, uno de estos constructores anónimos para la mayoría de sus paisanos fue Carlos Alba. Cantaor y humorista malagueño nacido en 1941 en un barrio tan señero como el del Perchel. Poco encontramos de su biografía en internet y menos en esos volúmenes que repasan el flamenco malagueño y parecen querer olvidar a un hombre poliédrico. ¿Motivos? Posiblemente que mezclara las facetas del humor y el cante en su vida, si bien para cantar utilizaba su nombre y para contar chistes, el pseudónimo de Mauricio. Bajo el mismo editó cinco grabaciones, “Chistes” (1983), “Ataca de nuevo” (1984), Muerde que rollo” (1985), “Vaya tela” (1986) y “Pollo a lo socialista” (1995). Su legado musical es menos amplio pero en él destacan una grabación informal 1983 casi imposible de encontrar y el CD número 18 de la “Antología de Cantaores Malagueños” editada por Antequera Records con el patrocinio de Málaga Flamenco, la Diputación Provincial y Cajamar, dedicado a Carlos Alba y que reproduce en su totalidad el LP que se editó en 1.981 con texto incluido de Antonio Mairena.  Nunca se dedicó profesionalmente a ninguna de estas dos disciplinas por completo, teniendo en su haber tareas como la de receptor de Renault en Carretera Cádiz, encargado de un bar y visitador médico.  Un buscavidas” sobrado de talento y gracejo que nos dejó en 2002 quizás con la pena que reflejaba en uno de sus fandangos: Con lo que yo a ti te quiero”, “y que mal pago me das”, “Málaga de mar y sierra”, “siempre te llevo en mi mente” y “¡Nadie es profeta en su tierra!”

 

 

Aunque sea a posteriori, esperemos que esta breve reseña de Carlos Alba sirva para que muchos malagueños escuchen en su cante por alegrías los nombres de nuestras calles y en sus chistes expresiones como muerde qué rollo” o mira, qué perita”. En todo lo que nos ha dejado se puede hacer arqueología sociológica de esa Málaga de tabernas, de tiendas de ultramarinos, de corralones, de verbenas de colegios y de una infinidad de situaciones y lugares que estamos perdiendo por copiar modelos de ciudades impersonales. Tanto como un cumpleaños en un restaurante de comida rápida o un festival indie que repite cartel en todas las provincias de España. Conocer para poder cambiar con criterio. Ya sea en la vida o en el cante. No queda otra. Acordarnos de personas como Carlos Alba, Gloria de Málaga, Miguel de los Reyes o Roberto de Tabletom. Ellos son Málaga

 

 

Actuación como humorista:

[youtube width=’644′ height=’388′]BfW9bTED3jI[/youtube]

 

 

CD número 18 de la “Antología de Cantaores Malagueños:

 

SHARE THIS

¿Te ha gustado este artículo?

Dale a me gusta al Facebook de Staf y síguenos en Twitter, Instagram y Playmoss.

Enjoyed this article?

Like Staf on Facebook and follow us on Twitter, Instagram, and Playmoss.